© Reuters.
© Reuters.

El dólar perdió posiciones con respecto a las demás monedas principales este viernes pues los mercados reaccionaban al discurso inaugural del Donald Trump tras jurar el cargo como presidente de Estados Unidos.
El índice dólar, que sigue la evolución de esta moneda con respecto a una cesta de otras seis divisas principales, se dejó el pasado viernes un 0,33% hasta el nivel de 100,77.
El índice había subido en torno a un 3,5% desde la victoria electoral de Trump en noviembre, aunque ha descendido un 1,49% en lo que va de mes ante las preocupaciones suscitadas en torno a la postura proteccionista del nuevo presidente y las posteriores declaraciones en las que afirmaba que el dólar se había visto “demasiado fortalecido”.
Trump declaró el viernes que su Administración pondría “América en primer lugar” y prometió también nuevas carreteras, puentes y autopistas.
Sin embargo, la confianza de los mercados se vio afectada por el tono negativo del discurso, lo que contribuía a la incertidumbre en torno a la forma de Gobierno de Trump.
El dólar descendió ligeramente el viernes con respecto al yen, considerado refugio seguro, dejándose el par USD/JPY un 0,2% hasta el nivel de 114,63.
El euro ganó posiciones, avanzando el par EUR/USD un 0,36% hasta el nivel de 1,0702, apartándose de los mínimos registrados el jueves en 1,0588.
El euro se vio debilitado el jueves después de que el presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi, restara importancia al repunte de la inflación de la zona euro en diciembre, y reiterara que podrían ampliar el programa de expansión cuantitativa si las previsiones se tornan menos favorables.
La libra también ganó terreno con respecto al dólar, avanzando el par GBP/USD el viernes un 0,23% hasta el nivel de 1,2374.
La libra había registrado mínimos de la sesión en 1,2259 tras conocerse que las ventas minoristas del Reino Unido se desplomaron en diciembre un 1,9% en términos anuales, su lectura más baja desde 2012.
Mientras, el peso mexicano se ha visto fuertemente zarandeado por los temores en torno a los posibles cambios en la política comercial en el marco de la Administración de Trump.
De cara a la semana que comienza, la agenda económica está bastante despejada, aunque los planes de política de Trump acapararán los titulares. Los inversores estarán pendientes también de los primeros datos sobre el crecimiento de Estados Unidos correspondiente al cuarto trimestre, así como a los del Reino Unido, que se conocerán un día antes.
Los datos del martes sobre la actividad del sector privado de la eurozona también han levantado una gran expectación.
De cara a la semana entrante, Investing.com ha elaborado una lista de acontecimientos que podrían incidir en el rumbo de los mercados.

Lunes, 23 de enero
Canadá publicará sus cifras sobre ventas mayoristas.
El presidente del BCE, Mario Draghi, comparecerá en un acto en Italia.

Martes, 24 de enero
La zona euro publicará datos sobre la actividad empresarial del sector privado.
El Tribunal Supremo del Reino Unido se pronunciará sobre la capacidad del Gobierno para pasar por alto al Parlamento e iniciar la salida del Reino Unido de la Unión Europea invocando el artículo 50.
El Reino Unido publicará también datos sobre ventas de vivienda construida.

Miércoles, 25 de enero
Australia publicará sus datos de inflación.
El Instituto Ifo divulgará su informe sobre la confianza empresarial de Alemania.

Jueves, 26 de enero
Nueva Zelanda publicará su informe mensual sobre inflación.
El Reino Unido hará pública su lectura preliminar del crecimiento del cuarto trimestre.
Estados Unidos publicará datos sobre solicitudes iniciales de subsidio por desempleo y venta de vivienda nueva.

Viernes, 27 de enero
El mercado de Shanghái permanecerá cerrado con motivo de una festividad nacional.
Estados Unidos cerrará la semana con la publicación de las cifras preliminares sobre el crecimiento económico del cuarto trimestre, así como de un informe sobre pedidos de bienes duraderos y los datos revisados sobre la confianza de los consumidores.

Fuente: “investing.com”